Lo más importante son los resultados.

La  restauración capilar es en todo momento producto del conocimiento clínico, la capacidad diagnóstica, el sentido estético, la habilidad quirúrgica, la vocación cuidadora y la dedicación profesional de su autor.

Cada  caso reflejará por siempre estas cualidades en su estado final.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies